orígenes de los pantalones vaqueros

Orígenes de los pantalones vaqueros, una prenda muy versátil

El pantalón vaquero, una prenda muy versátil. Orígenes de los pantalones vaqueros

 

Sus Orígenes en Génova. El pantalón vaquero, tal y como lo conocemos actualmente, nació hace muchos años. Fue inventado, concretamente, por dos personas: Levi Strauss y Jacob Davis en 1873.

 

Nuestro pantalón vaquero actual, al que también se le puede denominar jeans. Es un pantalón muy peculiar, resistente, bastante versátil, fabricado en un algodón tipo mezcla, o denim.

 

La tela denominada “vaquera”, se originó en Italia, en la ciudad de Génova.

 

 orígenes de los pantalones vaquerosSu nombre tiene origen justo en esta ciudad, ya que si se pronuncia en el idioma francés se denominaría Gênes, por lo que actualmente se piensa que de ahí le viene el nombre en la actualidad “jeans”, si lo denominamos en el idioma inglés.

 

Los vaqueros “genoveses “eran inicialmente de un tejido de pana, que era muy resistente, y además, su relación calidad-precio, en aquel momento era muy buena.

 

Ese tejido se parecía mucho a la pana confeccionada en algodón, que ya entonces se había hecho muy popular, entre la gente trabajadora, porque era muy resistente y aguantaba muy bien en cualquier tipo de trabajo.

 

 Orígenes de los pantalones vaqueros: El pantalón vaquero llega a Francia 

 

 orígenes de los pantalones vaquerosPosteriormente, en Francia, concretamente en la ciudad de Nîmes, intentaron replicar los pantalones vaqueros que habían visto en Génova (Italia). Pero en vez de utilizar la misma tela que los italianos, se les ocurrió hacerlos con otro tejido.

 

A ese tejido le llamaron “denim” (ya que lo empezaron a usar los de la ciudad de Nîmes) y para diferenciarse de los italianos.

 

Ese tejido era una sarga, que ellos consideraban que tenía más calidad que la tela de los genoveses. También era más gruesa y ya por aquel entonces era usado comúnmente para fabricar los guardapolvos y las batas de los trabajadores

 

 Orígenes de los pantalones vaqueros: La influencia de la India

 

 orígenes de los pantalones vaquerosPor lo que se refiere al color azul añil, utilizado en los vaqueros, tiene su origen en la India.

 

Allí y en Java siempre han cultivado el arbusto del que se saca el añil. Este arbusto era muy común durante todo el siglo XIX, y todavía se pueden encontrar muchísimas plantaciones. Aunque cuando Alemania empezó a desarrollar la forma de efectuar la sintonización de índigo, se pasó a utilizar este nuevo método en vez del utilizado hasta la fecha.

 

Como curiosidad, se utilizan al año alrededor de 20.000 toneladas de este producto, aunque la realidad es que para teñir un par de pantalones solo se necesitan unos cuantos gramos.

 

En 1880, hubo un químico llamado Adolf von Baeyer que tras muchas investigaciones logró producir, gracias al ácido antranílico, un tinte azul. A partir de ese momento, se pudo dejar de utilizar los pigmentos de origen vegetal, pasando a usarse el nuevo método.

 

Hoy en día los vaqueros actuales son teñidos en varios tonos, y se usa para ello cualquier color que permita teñir las telas de algodón.

 

El tejido llamado “denim”, al tener una gran resistencia y además ser muy duradero en el tiempo, se acabó haciendo muy popular; lo que hizo que se usara en multitud de ocasiones.

 

 Orígenes de los pantalones vaqueros: Usos y comercialización

 

Entre esos usos, podemos destacar la gran importancia que tuvo para el comercio en aquella época, especialmente para el comercio textil, ya que el denim era de uso común para confeccionar las velas de los barcos, que se encargaban de todo el comercio en general, a través de los puertos marítimos.

 

También era usado para confeccionar lonas (que servían para tapar todo tipo de mercaderías y materiales que los marineros dejaban almacenados en los muelles de los puertos de Génova), así como en la confección de toldos y tiendas de campaña.

 

Además de estos usos ya descritos, también los usaban en la confección de pantalones, precisamente por su durabilidad y resistencia, lo que les confería un uso “todo terreno”.

 

Esta sería la primera vez que se empleaba como ropa de trabajo propiamente dicha. Obviamente los ganaderos los utilizaban también como forma de vestir de manera habitual en su trabajo.

 

Otro grupo de trabajadores que los usaban en su trabajo eran los mineros (que en aquella época estaban en plena fiebre del oro en América) en el oeste de los Estados Unidos, precisamente debido a la gran durabilidad del tejido vaquero. 

 

 Orígenes de los pantalones vaqueros: Levi Strauss

 

Al ver el duro trabajo de los mineros, y que se les rompían constantemente los pantalones, a Strauss se le ocurrió hacer pantalones con tela vaquera, resolviendo el problema de roturas frecuentes.

 

Strauss se había ido a vivir a California en 1853, para vender tiendas de campaña confeccionadas con tela vaquera a los mineros para que durmieran cerca de su trabajo.

 

Al ver que los pantalones se les rompían mucho, se le ocurrió hacer de esa misma tela vaquera que había utilizado en la confección de las tiendas de campaña, para hacer los pantalones y así evitar que se les rompieran tan a menudo como en ese momento.

 

Fue Strauss quien puso la patente a su nombre allá por 1873.

 

También los utilizaban en sus trabajos diarios, y aunque se les mojaran, se secaban y quedaban como nuevos. Incluso ni se los quitaban, si por cualquier causa, se tenían que echar a nadar, luego los dejaban secar y estaban listos para un nuevo uso.

 

Las exportaciones de los pantalones vaqueros hacia toda Europa, comenzaron durante la República de Génova (en los siglos XVII y XVIII).

 

 Orígenes de los pantalones vaqueros: Las cremalleras

 

Tampoco podemos olvidarnos del cierre de estos pantalones vaqueros, la famosa cremallera. Fue inventada en 1891 por Whitcomb L. Judson, también ella tiene la culpa del gran éxito de esta prenda.

 

Es una prenda muy versátil, con múltiples usos, tanto a nivel de trabajo, como en ropa de deporte, y por supuesto actualmente, vestidos con una camisa por la calle a nivel informal.

 

Marcas tan conocidas como Lee, Wrangler o la misma Levi, empezaron hace muchos años a diseñar con diferentes patrones, muy diferentes estilos y a teñir en diferentes colores, de forma que puedan ser usados tanto en duros trabajos, como para ir por la calle paseando, e incluso acudir a la oficina. 

 

Así mismo actualmente se fabrican con muchos largos, con diferente ancho de pierna, y de diferentes estilos, como por ejemplo: campana, de tiro bajo, de pitillo… Y como no también se han hecho petos vaqueros tanto para chicos como para chicas.

 

Su evolución no ha parado desde aquellos tiempos, en los que se inventaron, pensando en los mineros, o en los trabajadores del campo, o en los marineros que navegaban en barcos haciendo comercio entre países diferentes. 

 

Debido a su dureza y durabilidad, hasta los tiempos actuales no solo se llevan para efectuar trabajos duros, sino que han dado el salto a las ciudades, y es fácil ver por la calle gente paseando con esta prenda.

 

Las cremalleras de los pantalones diferían si los usaban los hombres, que la llevaban en el lado derecho del pantalón, o si la utilizaban las mujeres, ya que en ese caso la tenían colocada en el lado izquierdo.

 

En el último siglo

 

 orígenes de los pantalones vaquerosAl llegar la segunda guerra mundial la producción de esta prenda vaquera bajó un poco. Se empezó a estilar más el peto, fabricado también en tela vaquera, ya que eran de más utilidad para los soldados y para los mecánicos. Al llegar los años 50, el vaquero pasó a popularizarse entre los más jovencitos, con lo que se convirtieron en moda de la época.

 

Ya era una prenda no solo concebida como parte del vestuario laboral, sino como moda integrada en la sociedad.

 

En estos años el cine los encumbró como iconos de rebeldía de la juventud (James Dean en 1955, en la película Rebelde sin causa). A partir de la década siguiente en los años 60, se empezaron a colocar cremalleras delante, independientemente si eran para hombre o si eran para mujeres.

 

A partir de 1960 su uso fue aceptado de forma generalizada, y en los 70 en los Estados Unidos se convirtió en una forma de vestir tipo “casual”.

 

Posteriormente en los años 80 y continuando su aumento y popularidad en los 90 con la música pop y rock, se consolidó como prenda de vestir casual en todo el mundo.

 

Rara es la persona, que no ha tenido en algún momento unos vaqueros en su guardarropa o armario.

 

Biografía del Author del Guest Post:

 

El autor invitado de hoy (que decidió permanecer anónimo) es fanático y entusiasta de la moda, es especialista de la ropa de trabajo y de la moda profesional.

 

Cuentanos si quieres escribir para nosotros.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *